Ciudad de México-. En tres horas, personal de las secretarías de Salud (SSA), la Defensa Nacional (Sedena) y Marina (Semar) hicieron el simulacro de vacunación COVID, el cual consistió en aplicar una dosis contra la influenza a 120 elementos del personal del Ejército.

“Estamos trabajando Salud, Sedena y Marina porque la intención es garantizar que la población reciba la vacuna que corresponde. Todo lo planeado lo vamos a ejecutar para ver dónde tenemos área de oportunidad”, expuso Miriam Esther Veras Godoy, titular del Centro Nacional para la Salud de la Infancia y Adolescencia.

Minutos después de las 10:00 horas, inició el simulacro a través de un operativo comandado por las Fuerzas Armadas que partió de la Aduana del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México hacia el 81 Batallón de Infantería, en la alcaldía de Tlalpan.

El convoy compuesto por dos camionetas del Ejército, que resguardan una unidad de una empresa de paquetería, salió de la aduana para después tomar la avenida Central, Oceanía, Bolívares, Manchuria, Circuito Interior y la avenida Fray Servando, Jesús Villa.

En el operativo de resguardo también participaron elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México.

Tras una hora de recorrido, el convoy llegó al 81 Batallón de Infantería, en donde se informó que 120 elementos del Ejército formarían parte de la simulación de la primera etapa de vacunación Covid-19.

Una vez en dicho lugar, autoridades sanitarias recibieron las dosis y las ingresaron al área de ultracongelación; después, se le pidió al personal capacitado recoger las vacunas necesarias para aplicar en sus respectivas mesas.

Godoy Verás detalló que dividieron a la sede militar en cinco secciones: área de estacionamiento, una revisión de datos conforme al padrón de vacunación autorizado  (verificar que sea personal que corresponda), luego pasarán a un área de triage, para llevar al registro inicial, en donde el personal de salud deberá proporcionar una cédula de vacunación.

“Se les aplicará la vacuna y pasarán al área de observación a efecto de cualquier reacción y habrá equipo médico para brindar atención inmediata, luego, los profesionales de la salud inmunizados podrán abandonar el centro de vacunación”.

En el proceso, los aplicadores le explicaban a los integrantes del Ejército en qué consistía el simulacro, así como las posibles reacciones a la vacuna.

Personal militar indicó que la primera etapa de aplicación de la vacuna contra el nuevo coronavirus en la Ciudad de México se llevará a cabo en el Hospital el Chivatito, Hospital el Vergel, Hospital del 81 Batallón de Infantería, Hospital Central Militar y en la Unidad Operativa de Campo Militar 1-A.

Con información de El Informador

Comentarios