Debido a la violencia que se ha suscitado en los límites entre Jalisco y Zacatecas, y en la que los policías han sido víctimas directas, dio inicio un operativo de seguridad entre el gobierno estatal y autoridades federales.

En el operativo participa la Secretaría de Seguridad, Fiscalía Jalisco, Fiscalía Federal, el Ejército y la Guardia Nacional, y tiene como objetivo redoblar la seguridad en municipios limítrofes de Jalisco, como Mezquitic, Huejucar, Huejuquilla El Alto, Colotlán, entre otros.

El secretario de Seguridad Juan Bosco Agustín Pacheco confirmó que el operativo se realiza en respuesta a los acuerdos tomados en la Comisión Ejecutiva del Consejo Estatal de Seguridad, en coordinación con las instancias federales, estatales y municipales.

“Se acordó reforzar los límites con ambos estados, desde luego en solidaridad con nuestros compañeros de Zacatecas, y desde luego también para fin que la ciudadanía del Estado de Jalisco se sienta segura y tranquila.

Bosco Pacheco comentó que la vigilancia se lleva a cabo en los municipios de Colotlán, Mezquitic y Huejuquilla, entre otros, para garantizar la seguridad de las y los jaliscienses.

A inicio del mes de noviembre, 8 policías del estado fueron desarmados y desojados de sus patrullas, por al menos 50 sujetos que los emboscaron en los límites de Huejuquilla el Alto con Valparaíso. Una patrulla quedó inservible al ser tiroteada y la otra se la llevaron aunque después la abandonaron. Las armas cortas, largas, y otra de apoyo que llevaban en las unidades quedaron en manos del grupo armado, presumiblemente oriundo de Zacatecas.

Comentarios