Select Page

La Reinota

La Reinota

El pasado 8 de marzo, durante la manifestación realizada en el Zócalo capitalino en el marco del Día Internacional de la Mujer, quedó grabada la imagen de una chica regresando un artefacto emisor de gas a los policías que se estaban resguardando detrás de las polémicas vallas metálicas que fueron colocadas alrededor del Palacio Nacional. reinota

El momento exacto en que ocurrió la acción quedó registrado por una de las manifestantes, quien grabó a los policías lanzando gas a las mujeres para dispersarlas. En el momento en que uno de los artefactos cayo entre la multitud de mujeres manifestantes, todas corrieron en sentido opuesto para ponerse a salvo, sin embargo, entre ellas apareció la Reinota, quien, por el contrario, corrió hacia el objeto que acababa de caer al piso, para tomarlo y lanzarlo de vuelta a los policías, lo que fue festejado por las manifestantes.

Este hecho simbólico de regresar al Estado la rabia, el coraje, el miedo, ha hecho de la Reinota un ícono de la rebeldía. A partir de que se conoció en redes sociales el video, comenzaron a enviarle mensajes de apoyo y agradecimiento.

“Que se nos muera el miedo y nos nazca la Reinota que hay en cada una”; “Me cuidan mis amigas no la policía y me cuida #LaReinota”; “Eres una REINOTA, de verdad una mujer chingona que SÍ ME REPRESENTA”; “La Reinota nos demostró de la mejor manera que nos cuidan nuestras amigas, no la policía ¡Arriba chingonaaaa!”, fueron algunos de los miles de comentarios que se hicieron en redes sociales.

Este martes tuve oportunidad de platicar con Hellen, quien se hace llamar la Reinota en redes sociales: le hice una entrevista para el programa de Sórico, sin género de dudas, que se transmitirá este próximo sábado 27 de marzo de 2-3 por el 104.3 de FM de Radio UdeG, y ella me compartió sus sentires y emociones desde ese 8 de marzo en que corrió a tomar el artefacto y lo regresó con fuerza al muro de policías.

“De verdad que sí fue un gusto regresarle el gas a los policías que tenían la orden de atacarnos, de hecho yo llevaba un galón de agua, porque escuché que si aventaban gas pimienta, nos mojáramos la cara y la ropa, y yo llevé para mí y para las demás morras, si hubiera pensado solo en mí, llevo una botella pequeña, pero llevé un galón de 5 litros para poder ayudar a quien lo necesitara”. Así comenzó la charla, y advertí que la Reinota es una mujer generosa, compartida.

Señaló también que llegó sola a la manifestación, que no forma parte de ningún colectivo, pero tiene conciencia social de que a las mujeres “nos están matando, y ya basta de violencia”.

La Reinota, es el nombre que tiene en su cuenta de Twitter y como se le ha llamado hasta ahora, aunque me pidió llamarla por su nombre: Hellen. Me compartió que se han hecho de su imagen más de 100 ilustraciones y ha buscado a algunas de las artistas para comprárselas, aunque “me las han querido regalar, pero no lo he permitido, es su trabajo”.

Hellen llegó sola ese 8 de marzo a la manifestación; salió de ahí acompañada de miles de mujeres de México, de América Latina, el Caribe y el mundo, a quienes hoy llama “hermanas” y que buscan que se acabe la violencia de género y los feminicidios. “Yo lo único que pensaba era: no te caigas, no te caigas, no la tires, no la tires. Y yo sabía que la tenía que aventar lo más fuerte que pudiera”, y sí, lo logró, logró que el miedo cambiara de lado.

 

medium.com/dra-lupitaramos

@dralupitaramosp

lupitaramosponce@gmail.com

 

También te recomendamos:

Junto al agua, y con sed

Comentarios

Acerca del autor

Guadalupe Ramos Ponce

María Guadalupe Ramos Ponce es doctora en Cooperación y Bienestar Social por la Universidad de Oviedo, además de investigadora y académica de la Universidad de Guadalajara. Funge también como coordinadora del Comité de América Latina y El Caribe para la Defensa de los Derechos de la Mujer en México (CLADEM) en Jalisco.

Videocolumnas

Loading...

Tweets Recientes

anúnciate aquí-partidero-publicidad

Hemeroteca