Hugo Rodríguez Díaz, presidente del Movimiento de Regeneración Nacional en Jalisco, desestimó los señalamientos de Alfonso Ramírez Cuéllar, presidente del Comité Ejecutivo Nacional del grupo político, quien ha desconocido su representación, y, al contrario, aseguró que es éste último quien ya no debería ostentar el cargo.

Esto luego de que Ramírez Cuellar, en visita por Guadalajara, rechazara la representación de Rodríguez Díaz en Jalisco.

Por su parte, quien aún se presenta como representante estatal de Morena, consideró que su contraparte lleva 48 días desempeñando funciones que no debería estar ejerciendo a estas alturas, puesto que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación únicamente le había concedido 120 para organizar la elección interna.

Rodríguez Díaz aseguró que el 23 de marzo Ramírez Cuellar fue instruido para afiliar a los miembros del partido, entregar credenciales de acreditación, hacer el proceso de elección en sí y una encuesta abierta para designar tanto al presidente como al secretario general del partido, tras lo cual tendría que haber abandonado el cargo, por lo que lo está desempeñando ilegalmente.

Arturo Lemus Herrera, diputado local morenista, abundó que la apertura en los partidos políticos deber estar acompañado de una legitimidad fundamentada en méritos de quienes ocupen algún cargo al interior de la organización. Opinó que el proceso más adecuado de elección para Jalisco sería la encuesta, y no lo  que él denominó el albazo en detrimento de la democracia.

La propuesta del grupo representado por Rodríguez Díaz fue postular al diputado federal Mario Delgado Carrillo para ser presidente nacional del partido, ya que habría tenido menos desgaste político y podría tener un mayor apoyo de los diputados en el país.

Lamentó que en la visita a Guadalajara de Ramírez Cuéllar no les avisaran sobre las actividades ni permitido el ingreso. A nombre de Morena Jalisco defenderá en tribunales la invalidez de la remoción de los delegados presidentes estatales llevada a cabo el 23 de marzo, tema que ni siquiera estaba en el orden del día para su discusión. Al mismo tiempo exigió respetar la decisión de la máxima autoridad en el país, aceptó que dejaría el cargo si así lo resuelve la Sala Superior del TEPJF.

El representante partidista y sus partidarios opinaron que la destitución de los delegados presidentes en los estados es parte de una estrategia para acaparar las candidaturas a los puestos de elección popular en el proceso electoral 2021 colocando a incondicionales.

 

Con información de NTR

Comentarios