Guadalajara, Jalisco.- Vecinos de Huentitán y estudiantes de la Universidad de Guadalajara (UdeG), advirtieron que no desistirán en su intento por frenar el desarrollo inmobiliario de Iconia en el predio ubicado en Periférico Oriente, donde buscan la creación de un parque público, luego de que elementos de la Fiscalía del Estado de Jalisco desalojaran, durante la madrugada de este jueves, el campamento que ahí habían montado desde marzo pasado.

Entre las acciones que se emprenderán está el amparo, que ya está corriendo y con el que el gobierno tapatío debe de fijar la postura que se le solicitó por escrito respecto a si se emprenderán acciones jurídicas sobre el predio. También denunciarán ante la Fiscalía Anticorrupción y otras instancias internacionales.

“Vamos a trascender y a traer el ojo internacional para que vean cómo se gobierna en Jalisco, y con estos efectos hacen el daño. Primero, con el Fiscal Anticorrupción”, sentenció al respecto Iliana León González, académica de la UdeG.

Javier Armenta, líder de la Federación de Estudiantes Universitarios, recordó que el 29 de marzo ocuparon el sitio como un acto de resistencia, que busca regresar el espacio público a la zona de Huentitán, tras la falta de zonas de amortiguamiento de la Barranca del Río Santiago.

Desde entonces, dijo, se han sembrado cerca de mil árboles, implementado huertos urbanos, dado clases de baile y talleres para niñas y niños.

“¿Acaso eso es delito? ¿Es un delito para que hoy la Fiscalía, a las tres de la mañana, venga y como si fuéramos delincuentes, usurpe las instalaciones?”, cuestionó.

Por su parte, Arturo Mendoza, líder del colectivo Únete Huentitán y vecino de la zona, añadió que la lucha seguirá, pues la comunidad no va a permitir el despojo del predio.

“No es delito sembrar árboles en un predio que estaba destinado para ser un parque, ni sembrar hortalizas, ni recuperar una fuente para hacer actividades artísticas. El pueblo va a recuperar este terreno. Somos la resistencia”, externó.

También, Rodríguez Armenta explicó que “este predio fue comprado en 1980 mediante el decreto 10421, con el propósito de ser parque municipal y después de dos intentos el gobierno ha querido entregarlo a particulares para hacer un gran estacionamiento, una plaza comercial y más de 2 mil departamentos de lujo”.

“Estamos cansados de que crean que el espacio público les pertenece. No les pertenece a ellos, sino a todos, y si creen que esta sociedad está dormida, están muy equivocados, pues estamos más vivos que nunca y vamos a recuperar lo que por derecho nos corresponde”, subrayó.

Animó que esta lucha por el espacio público no sólo es la de Huentitán, sino también con vecinos del Parque San Rafael, del Bosque El Nixticuil, Colomos y muchas otras que se ven atacadas por el interés inmobiliario.

También te recomendamos:

‘Revientan’ autoridades campamento en Iconia y agreden a estudiantes

Comentarios