Ciudad de México.- De nueva cuenta, Andrés Manuel López Obrador, rechazó estar detrás de la investigación que la Fiscalía General de la República (FGR) lleva en contra de Ricardo Anaya Cortés, excandidato presidencial del Partido Acción Nacional, por su posible participación en sobornos para la aprobación de la Reforma Energética en el sexenio 2012-2018. El mandatario federal recordó que la denuncias en su contra la interpuso Emilio Lozoya Austin, exdirector de Petróleos Mexicanos.

“Ahora, con este asunto del señor, joven todavía (Ricardo) Anaya, víctima; acusándome a mí. Está como para decirle: ‘¿Yo por qué? Yo no te mandé a que hicieras esas cosas ¿No te diste cuenta? ¿Pensabas de que no iba a suceder nada?'”, advirtió el presidente en conferencia de prensa matutina, en Palacio Nacional.

“Es interesante que se sepa que el asunto de Ricardo Anaya tiene que ver con una denuncia que presentó el que era director de Pemex, (Emilio) Lozoya. Ese señor presentó una denuncia diciendo que él entregaba dinero a legisladores y a dirigentes de partidos para que se aprobara la Reforma Energética. Ese es el fondo del asunto”, detalló López Obrador.

López Obrador también señaló que en su administración no hay persecución contra nadie “pues no es mi fuerte la venganza”, por lo que recomendó a Ricardo Anaya presentarse a declarar, presentar las pruebas y defenderse con la verdad ante las acusaciones “si es inocente”, pero no echarle la culpa “y decir ‘ya me voy'”.

“No hay persecución para nadie, no es mi fuerte la venganza. Lo de este señor, Anaya, lo que tiene que hacer es enfrentar el proceso y si es inocente, presentar la pruebas y defenderse con la verdad, pero no echarme la culpa a mí“, reiteró.

Por otro lado, el presidente descartó estar “preocupado” porque Anaya lo releve en el puesto, como posible candidato de oposición en 2024.

También te recomendamos:

Ricardo Anaya pegó la carrera

:

Comentarios