Andrés Manuel López Obrador, presidente de la República, aseguró que el huachicol era solo una “pantalla” ya que el principal robo de combustible se daba dentro de las instalaciones de Petróleos Mexicanos (Pemex), y acusó que había acuerdos entre la delincuencia y malos funcionarios de la empresa y del gobierno federal.

“Se habla del robo de combustible y se habla del hauchicol, pero ¿saben qué pasaba?, que no funcionaban en sentido estricto las tomas clandestinas, la perforación de los ductos, eso era una pantalla, se robaban la gasolina desde aquí, desde aquí cargaban las pipas porque había contubernio entre las delincuencia y malos funcionarios de Pemex y del gobierno federal, eso ya se terminó, imagínense cuántas fugas había”, destacó.

A través de un video difundido en sus redes sociales tras la supervisión de la refinería de Salamanca en Guanajuato, López Obrador indicó que al iniciar su mandato, el 1 de diciembre del 2018, formalmente robaban alrededor de 80 mil barriles diarios de gasolina, pero actualmente, apuntó, solo se roban tres mil.

“Es decir, más del 95% ha disminuido el robo de combustible. ¡Cuánto ahorramos!, por eso no es solo tener presupuesto, es administrar con honradez el presupuesto porque es dinero del pueblo”, dijo.

El Mandatario destacó que su gobierno rescatará a la industria petrolera porque en anteriores gobiernos se tenían “las malas intenciones” de hundir a Pemex y a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), “que se fueran a pique las dos empresas de la nación, (pero) las estamos rescatando. Van a seguir a flote y vamos a convertirlas en palanca de desarrollo nacional”.

Dicho lo anterior, el ejecutivo Federal aseguró estar optimista de que a pesar de la crisis económica generada por la pandemia de Covid-19, el país saldrá adelante en el sector energético con el apoyo de todos los trabajadores de Pemex.

Con información de El Informador

Comentarios