Select Page

Emiten orden de aprehensión contra directivo de la UdeG

Emiten orden de aprehensión contra directivo de la UdeG

Guadalajara, Jalisco.- El Juzgado Séptimo de lo Penal emitió una orden de aprehensión en contra de Mauricio de Font-Réaulx Rojas, director del Centro Cultural Universitario, de la Universidad de Guadalajara (UdeG), por el delito de fraude genérico, tras no saldar una deuda que asciende a 446 mil pesos.

De acuerdo con el diario Mural, el funcionario universitario adeuda dicha cantidad a la agencia de viajes Sevilla Sol, que cuenta con diversas sucursales en la zona metropolitana de Guadalajara. Ahí, De Font-Réaulx Rojas adquirió 42 boletos de avión, que no saldó.

“Desde 2016 la agencia interpuso una denuncia penal contra el funcionario universitario por fraude genérico. Aunque el Juzgado Séptimo de lo Penal le ordenó efectuar el pago de una fianza de 446 mil pesos por la posible reparación del daño desde hace 19 meses, de Font-Réaulx Rojas no lo ha hecho.

“En julio de 2020 se giró una orden de aprehensión en su contra, pero no se ejecutó. El juzgado ordenó una audiencia de conciliación ante los medios de justicia alternativa entre las partes en junio pasado, porque tras revisar el expediente se dieron cuenta que durante el procedimiento no se había invitado a las partes a negociar con los métodos alternos, pero De Font-Réaulx Rojas no se presentó, según apuntó el asesor legal de la agencia de viajes, Medardo Ascencio.

“En consecuencia, Ascencio interpuso un Amparo por las presuntas violaciones al procedimiento y el 17 de agosto pasado el Juez Séptimo de lo Penal, Juan Fernando Hermosillo Loza, decretó una orden de reaprehensión en su contra”, detalla la citada fuente.

Acorde con la narrativa del caso, desde noviembre de 2014, De Font-Réaulx Rojas empezó a solicitar boletos de avión en la agencia Sevilla Sol, a nombre de la máxima casa de estudios, aunque esto último fue negado por el directivo, quien también aseguró en su defensa que el pago no se efectuó debido a problemas administrativos de la empresa privada.

“Es un asunto que tiene nada que ver con la Universidad, es estrictamente de carácter privado, no tiene ningún valor público, porque no hay ningún peso público, ninguna relación institucional, es más bien un error administrativo que debieron haber corregido y debieron haber aceptado o seguido con el curso de lo que habíamos pactado para liquidar el adeudo”, declaró De Font-Réaulx Rojas a grupo Reforma, en abril pasado.

También te recomendamos:

Ventilación cruzada y buena iluminación en salones, recomienda UdeG

Comentarios

Hemeroteca