Select Page

La desaparición de los fideicomisos: blanco y negro de la 4T

La desaparición de los fideicomisos: blanco y negro de la 4T

El día de ayer, en una sesión acalorada y turbulenta en la Cámara de Diputados, con 242 votos de las bancadas de Morena, PES y PAVEM se aprobó en lo general el dictamen para extinguir 109 fondos y fideicomisos con un monto de 68 mil 478 millones de pesos, (según el PRI la modificación implica que la Secretaría de Hacienda pueda disponer de hasta 170 mil millones de pesos).

En tanto, 170 legisladores del PAN, PRI, PT, MC, PRD y ocho de Morena votaron en contra. Asimismo, cinco diputados más de Morena –entre ellos la vicecoordinadora, Tatiana Clouthier– y dos de Encuentro Social se abstuvieron. Por otro lado, quedaron pendientes para discutir 398 reservas presentadas a puntos particulares de la reforma en cuestión.

El zafarrancho que vivimos en la Cámara baja fue una muestra más de las visiones encontradas, ya sea entre la población civil o entre la clase política, acerca de los caminos que debemos de seguir en la construcción de nuestro país.

Las razones del gobierno de la Cuarta Transformación para plantear la desaparición de los fideicomisos se apuntalan en algunas prácticas discrecionales en el uso de los recursos que el presidente, Andrés Manuel López Obrador, sostiene se llevan por quienes se encargan de la administración de los fideicomisos. Por ello, insiste en que la medida terminará con la discrecionalidad en el uso del dinero, y el gobierno federal podrá asignar de mejor manera esos recursos reduciendo el subejercicio, agilizando la entrega y asegurando que el dinero llegue a las manos de quienes lo necesitan sin la intermediación de los fideicomisos y sus administradores. Sería una situación similar a los apoyos que se entregan a estudiantes, madres solas o personas de la tercera edad.

Finalmente, el presidente afirmó que los servidores públicos que revisarán los fideicomisos serán: la directora del Conacyt, María Elena Álvarez-Buylla; Rodolfo González, director General de Radio, Televisión y Cinematografía; Carlos Torres, secretario técnico del Gabinete de la Oficina de la Presidencia y el director de canal 11, Antonio Álvarez Lima.

Por su parte, la oposición insiste en que la 4T terminará por no asignar los recursos con los que hoy cuentan los fideicomisos y utilizará de manera discrecional esos dineros para su beneficio electoral.

No es la primera vez que se extinguen fideicomisos. Esta práctica cobró la vida de 235 fideicomisos entre diciembre de 1982 y junio de 1992. Por su parte, Vicente Fox y Felipe Calderón los hicieron crecer no siempre de forma transparente (“México S. A”. Carlos Fernández Vega, 07 de octubre de 2020).

Me parece que, frente a la decisión del gobierno federal y el apoyo de 242 diputados, debemos tomar con mayor calma lo sucedido. Por un lado, coincido con el presidente que no todos los fideicomisos son de utilidad; pero no concuerdo con el inquilino de Palacio Nacional en que todos son inútiles. Por supuesto que en varios existen prácticas de corrupción, impunidad y discrecionalidad, pero en muchos otros no.

No pienso, como dice la oposición, que el gobierno dejará de asignar recursos para continuar atendiendo las actividades sustantivas de los fideicomisos, pero pienso que es un problema operativo y político, que esos dineros comiencen a ser otorgados dentro del “presupuesto”. Lo digo por dos razones principales: el uso político de ese instrumento económico-fiscal, y la asignación anual y no multianual de los dineros, lo que complicaría el cumplimiento de las tareas en varias áreas económicas, cultuales, científicas, educativos, de derechos humanos y sociales, que hoy realizan el Fondo de Desastres Naturales (Fonden), el Fondo de Inversión y Estímulos al Cine (Fidecine), el Fondo para el Deporte de Alto Rendimiento (Fodepar) y el Fondo para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas; el Fondo de Ayuda, Asistencia y Reparación Integral de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas; el Sistema Nacional de Investigadores; el Sistema Nacional de Creadores, entre otros.

Por vía de mientras, las posturas encontradas frente a la desaparición de los fideicomisos son una muestra más de la mirada negra o blanca que tenemos sobre México.

 

@contodoytriques

 

También te recomendamos:

Rechaza Alianza Federalista desaparición de fideicomisos

Comentarios

Acerca del autor

Eduardo González Velázquez

Profesor de Relaciones Internacionales en el Tecnológico de Monterrey, Campus Guadalajara.

Tradoc-Blackstone

Tradoc-Blackstone: Pasión en movimiento

Videocolumnas

Loading...

Tweets Recientes

Hemeroteca

Compartir